Calendario de Megayates 2010

diciembre 18, 2009

Cada año por estas fechas llega el anuncio del Almendro, los niños de San Ildefonso y el calendario de Megayates. No es el calendario Pirelli pero también tiene su encanto. Aquí os dejo algunas de las fotos:

Todo a base de 24 mm Tift-Shift. Ya adelanté los detalles y  alguna otra foto en este otro psot.


Retrato corporativo con iluminación mínima

septiembre 28, 2009

Hace poco estuve haciendo unas sesiones de retrato para una universidad.

ofiuoc_063

En estas fotos me fastidia que no se note la iluminación. La imagen tiene que ser lo más natural posible, lo que supone minimizar el uso del flash al máximo. En este caso un simple cabezal.

Fotos_iN3_1501_09 005

Además es más cómodo. Lo de la silla no es habitual, pero cuando te la encuentras hay que aprovecharla. Por otro lado, da como prestigio eso de hacer las fotos sentado.


Encargo en el país de Tintín

julio 2, 2009

malbec_53

El Château Legrezette, al más puro estilo Tintín

Hoy se ha publicado el reportaje que hice en la France para Bloomberg Markets Magazine. La cosa iba de vinos y castillos, o sea que bien.

malbec_008

La bodega del Chateau Chambert

La gente encantadora, la comida excelente, el vino también, y las localizaciones de fábula. En las fotos anteriores me fue muy útil en 24 mm Tilt-shift que comentaba en otro post.

malbec_30

Pascal Verhaeghe, en las viñas del Château du Cèdre

Pero la verdadera putada fueron los retratos de los propietarios de los castillos. Por imperativo legal, había que hacerlos en el exterior, con sus viñas y eso.  Todos sabemos que la luz del mediodía en junio es la más horrible para el retrato, pero dile eso al señor que ya bastante paciencia tiene el pobre cuadrando su agenda con tu programa de “fotografíe-media-Francia-en-dos-días”. Es indispensable llevar siempre el equipo de flashes Strobist. Mano de santo

malbec_40

Delphine en el mercado de Cahors

En este caso la cosa era más fácil.  La señora de la foto se llama Delphine, es propietaria del Château Combarieu, y es tan simpática como aparenta. Mi francés está oxidado, pero me pareció entender que ya está casada.

En fin.


Objetivo Canon 24 mm. tilt-shift

junio 18, 2009

De entre todas mis ópticas esta es mi favorita

Imagen 4

Una auténtica virguería. Quien quiera saber más detalles técnicos puede ver el impresionante análisis del maestro Guillermo Luijk. Su principal utilidad está en la foto de arquitectura, pero  yo la utilizo regularmente para fotografiar barcos con resultados inmejorables. El porqué está claro. Un barco es una cosa grande y larga, en algunos casos muuuuuy larga. Para meterlo entero en una foto había usado programas como PtGui o el Photo Merge de Photoshop. El resultado no está mal, pero lo que es seguro es que en vistass horizontales se va a notar la distorsión

081021_pan04b

Existen miles de programas para corregir la distorsión, como el Debarrelizer, o el Lens Doctor de Andrómeda, e incluso el Filtro Corrección de lente en Photoshop, pero ya empieza a daarme un poco de reparo hacerle tantas marranadas a una foto. Eso y mi pulsión consumista por toda la cacharrería high-tech me convencieron de comprar el objetivo en cuestión.

No lo había comentado antes?  Es caro de narices. Pero, acaso tiene precio la felicidad? Acaso Miguel Angel regateó y compró pinceles en el todo a cien cuando le encargaron la Capilla Sixtina?  Claro que no.

Imagen 5

Con el tift-shift puedes disparar tres fotos descentrando la óptica y sin mover la cámara, de modo que los 24 mm. se convierten en más (no sé cuántos ni me importa) ya sea en vertical o en horizontal, y sin distorsión. Fusionarlas luego es fácil y rápido.

090525_-41

En este caso se trata de imágenes verticales. El efecto es el mismo que si usamos una cámara de gran formato.

090525_-56

Como ventaja adicional, te sale un fichero de chorrocientos megas.

Otro día pondré ejemplos en horizontal, para ir dosificando la cosa.


Efectos colaterales de la globalización

junio 10, 2009

Si por algo me gusta este oficio, es por esas pequeñas sorpresas que te brinda a diario.  No es que sean cosas tremendas ni grandes aventuras, ni nada de eso, es que son situaciones raras.

Y así es como me veo realizando un reportaje para la revista japonesa Clinical Newswire sobre el viaje a Barcelona de 30 enfermeras japonesas con motivo de un congreso. Cuatro días de congreso sí, pero también de playa, Gaudi y  tablao flamenco en las Ramblas. El paquete completo en resumen. La verdad es que siento debilidad por todo lo que sea japonés, sean cámaras o enfermeras, de modo que la cosa fue de maravilla.

100_8243

Todo muy divertido y tal, pero hay una imagen del congreso en cuestión que me gustó especialmente:

enfermaras AORN

Durante un descanso, unas enfermeras americanas  enseñan  a bailar country a unas coreanas, ante la atenta mirada de una segurata nacional.

enfermaras AORN4

No sé si el traje coreano es el más adecuado, pero si esto no es la globalización, que me expliquen lo que es.


Sesión de retrato corporativo

junio 5, 2009

_MG_5365b

El otro día recibí el encargo de hacer un retrato de Josep Coderch, vicepresidente de Pepsico Europa, para una revista de Oracle Publications. El tipo de retrato que me pedían era un “environmental portrait” y tenía que tener un cierto gancho conservando cierta compostura. No es lo mismo una foto para la memoria de empresa que una foto para un artículo en una revista, aunque de hecho no debería haber diferencia. Los cargos directivos, al menos en España, tienen tendencia a la pose solemne, al gesto grave, al estilo “caballero de la mano en el pecho” del Greco. Por eso pensé que podíamos tener problemas para conseguir el retrato que me pedían. Muy al contrario, el modelo  resultó ser una persona encantadora que no planteó ningún tipo de problemas. Cosa diferente si hablamos de la localización.

La idea era ver Barcelona como fondo de la foto, pero el skyline de Barcelona no es el de Manhattan, precisamente. Además, la oficina era bastante más oscura que el fondo, de modo que puse dos pantallas de flash a ambos lados para iluminar al sujeto. La postura era un poco forzada también porque la ventana era muy alta y no había espacio físico para separar las luces y crear algunas sombras interesantes, de modo que disparé la misma foto sin flash para montarla posteriormente por capas en Photoshop y darle un poco de profundidad a la foto. Unos pocos toques en los canales para el color, y listo