Decoración navideña extrema

Con esto de la navidad hay mucha tontería y mucho cuento. Que si el consumismo, que si el cambio climático, que si esto que si lo otro. Por suerte, todavía queda por ahí gente sencilla y rústica, inmunes a todo ese mamoneo. Que el Ayuntamiento se pone en plan ecologista y no pone luces? No hay problema. Douglas es un pequeño pueblo polvoriento en la frontera con México, donde nunca pasa nada. Tal vez por eso, cuando llega la Navidad se desmelenan y montan una auténtica orgía de luces en plan competición.

Luces a cascoporro, que son cuatro días, y que se jodan los de Copenhague. Qué mejor manera de celebrar tan entrañables fiestas.

2 respuestas a Decoración navideña extrema

  1. Jordi dice:

    jajajjaja

    la penya en Copenhague haciendo colas a 15 grados bajo cero para asistir a conferencias sobre el calentamiento global…

  2. Tino dice:

    Feliz y cascoporro año nuevo, Siqui !! Abraçada

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: